Fb Tw Ig Yt Lk

Maravillas médicas que ha propiciado la implementación de células madre

Las células madre son una especie de células indiferenciadas que tienen la capacidad de diferenciarse y convertirse en tipos de células específicas. Es decir, tienen la capacidad de convertirse en cualquier tipo de célula en el cuerpo humano.

Gracias a esto la medicina ha avanzado en el entendimiento de sus bondades y se han creado varios avances interesantes y trascendentes en el mundo médico.

Podemos encontrar este tipo de células en dos fuentes principales. La primera son los embriones. Cuando se está gestando la formación de un bebé existe un caldo de cultivo lleno de nutrientes y surgen estas células, las cuales se transformarán en todos los demás tipos de células en el cuerpo humano.

La segunda es en ciertos puntos del cuerpo adulto, tales como el cerebro, médula, sangre, vasos sanguíneos, músculos, hígado y piel. Sin embargo, estas no se activan ni se dividen hasta que sean activadas por algún padecimiento que las ponga a trabajar.

Pues bien, estas células son capaces de dividirse o renovarse de manera indefinida, haciendo que puedan regenerar los órganos dañados. Partiendo de este principio surgen algunos desarrollos que no está de más llamarlos maravillosos.

Partiendo de células madre derivadas de la piel, los científicos ya saben generar una especie de bloques de construcción del cerebro humano, llamados esferoides. Son unas bolitas de un milímetro de radio, cada una con un millón de neuronas dispuestas en las seis capas del córtex cerebral.

Cada esferoide es dotado con una identidad cerebral que puede ser yuxtapuesta y reproducen complejos procesos de migración de uno a otro (lo que caracteriza el desarrollo fetal), incluida la formación de circuitos funcionales. Científicos de Stanford han empezado a cultivar trozos de cerebro humano en una placa de cultivo, esperando aprender a construir una mente humana.

Otro caso es el de la regeneración de corazones. Cuando alguien sobrevive a un ataque al corazón queda con una insuficiencia cardíaca de por vida. Los trasplantes son la única opción médica pero la falta de donantes es un tema complicado. Pero la medicina de células madre puede ofrecer una alternativa.

La comunidad científica ha intentado fortalecer los músculos de los corazones dañados mediante la inyección de células madre individuales de manera directa al órgano, en a la sangre o a la médula ósea del paciente. Pero existe una mejor opción: los parches cardíacos.

Estos se crean en el laboratorio, son pequeños fragmentos de músculo que tienen muchas más posibilidades de ser asimilados de manera natural en el corazón de un paciente, pues es tejido completamente funcional que late y se contrae, conectando a las células que se comunican entre sí.

La esclerosis múltiple es una enfermedad degenerativa que se produce cuando el sistema inmunológico ataca al cerebro o a la médula espinal. Siempre se ha creído que es incurable, hasta que el Dr. Basil Sharrack tuvo una idea radical.

Considerando que esta enfermedad se liga a un sistema inmunológico defectuoso, propuso destrozarlo por completo y reemplazarlo con uno nuevo utilizando una técnica con células madre que normalmente se usa para tratar ciertas formas de cáncer.

Primero se extrajeron las células madre sanas del paciente (de su sangre y médula ósea) y después usaron un tratamiento de quimioterapia de dosis alta para destruir la médula defectuosa. Finalmente se volvieron a introducir las células madre sanas en el cuerpo y éstas empezaron a crear un nuevo sistema inmunológico no afectado.

La sangre artificial es otro de los magníficos avances. Es más eficiente para el uso médico que la sangre recolectada de donadores. Incluso se podría suponer un suministro ilimitado de sangre hecha en laboratorios y quienes tengan tipos raros de sangre, serán los más beneficiados ya que en ocasiones es complicado encontrar donadores.

Esta sangre incluso tiene ventajas sobre la sangre donada, pues reduce el riesgo de transmisión de infecciones, aunque la intención no es sustituirla, sino dar un tratamiento customizado a los grupos de pacientes específicos. Además, sigue siendo muy costosa su producción, pero aparentemente esto está por cambiar mientras la tecnología avanza y la demanda es mayor.

La investigación con células madre todavía está en periodo jóven y se está probando para tratar todo tipo de enfermedades. Los resultados están siendo increíbles para detener el progreso de enfermedades e incluso revertirlas. Será interesante ver hasta dónde llegan.

 

Por: Natalia Montes (@natwow)

Fb Tw

Próximos eventos

Ig

Fb

© 2017 - 2018 MOVmagazine. Todos los derechos reservados.