“Uno de cada cinco mexicanos se siente discriminado”: INEGI

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), a través de su Encuesta Nacional sobre Discriminación (ENADIS) 2017, reveló que en México uno de cada cinco ciudadanos se sintió discriminada en el último año.

Los principales motivos: apariencia, forma de vestir, el tono de piel, por ser indígenas, género, discapacidad e incluso por la edad.

Además de ello, el presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, señaló que a casi 20 millones de mexicanos se les negaron derechos básicos como apoyos sociales, servicios médicos, atención en oficinas públicas y servicios financieros, entre otros.

La información recabada en la encuesta indica que la discriminación vulnera las garantías de la sociedad. Por ejemplo, el 23.3% de la población encuestada dijo que en los últimos cinco años les fue negado alguno de los derechos previamente mencionados.

Esta encuesta también ha permitido obtener datos que permitieron medir las actitudes, los prejuicios y las opiniones que envuelven a la discriminación.

Los estados con mayor incidencia en este acto son: Puebla, Colima, Guerrero, Oaxaca y Morelia. Por otro lado, Nayarit, Zacatecas y Nuevo León fueron los estados con el menor índice de discriminación.

Para González Pérez, la ENADIS saca a la luz que la discriminación era un secreto a voces; algo que sabíamos que estaba ahí pero no queríamos ver, y nos referíamos a ella con otros nombres:

“Los enemigos de México son la pobreza, la desigualdad, la ignorancia, la corrupción, la violencia, la inseguridad y la impunidad, cuestiones cuyo combate y prevención deben ser intereses y prioridades comunes”.

De igual forma, la presidenta del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED), Alexandra Haas Paciuc, fue contundente respecto a los resultados derivados de la encuesta:

“Los datos de la ENADIS nos indican que no hay igualdad en México. No la hay para las mujeres y menos para las que además son transgénero, o para las mujeres mayores. No hay igualdad para los jóvenes y menos para los que, además, son indígenas. No hay igualdad para quien vive con una discapacidad y menos si esa persona es gay o lesbiana. No hay igualdad para una persona nacida en el extranjero y menos si esa persona, además, es de un grupo religioso minoritario.”

Hoy tenemos datos reales sobre el efecto negativo que la discriminación ha creado en México, y si no se hace algo para combatirla y luchar por la igualdad en todo el amplio sentido de la palabra, difícilmente las cosas cambiarán en nuestro país.

¿En algún momento te has sentido discriminado por estas u otras razones? ¿Qué acciones consideras que debe tomar el gobierno tras conocer estos resultados?

Por: Daniel Jacobo

Fuente: El Universal, INEGI